viernes, 4 de octubre de 2019

[Marvin Nash] Mi primerito día como Mechwarrior

Hacía mucho que no escribía por aquí. Tanto que he tenido que darle al botón de "he olvidado mi contraseña" para poder acceder de nuevo.

No pasa nada, he quitado la capa de 3 cm de polvo que cubría mi teclado, he encendido el reactor nuclear de mi Mech de combate y me dispongo a llenar los próximos minutos de otro de esos artículos de: Calentón-Conversión-Abandono del Proyecto, que tanto os gustan y me caracterizan.


Así pues, pónganse cómodos, mis parseros, que comenzamos!!

...Todo comenzó con Nico AKA "Sr. Blanco", que me puso los dientes largos hablando de Battletech, enseñándome sus compras y haciéndome llorar fuerte por no tener las mismas miniaturas que él se había commprado recientemente, con motivo del lanzamiento del juego y de la caja de 8 Mechs de plástico que había hecho Catalyst. 
Ay, ay, ya has mordido el anzuelo hasta la garganta, Marvin, dijimos todos.

Efectivamente... Así que esta es la historia de mi comienzo como Mechwarrior!

Engañé convencí sutilmente a mi amigo Yisus, compañero de tantos juegos y tanto dinero tirado a la basura, para que se comprara la caja que tiene 2 Mechs: Err Wolverines y errrrr Griffinss. Creo que es la Begginer Box. Yo me compré en un arrebato de ira consumista la caja que tiene 8 Mechs, que creo que no se llama de ninguna forma salvo "Battletech", pero sale un Battlemaster de color azul, desmenuzándole la junta de la trócola a trompazos a un pobre incauto.

No tenía absolutamente ni idea del juego , ni del trasfondo, ni de qué era un PPC o un CPP o el IPC, o como coños se llamasen todos esos términos. Era completamente un novato en esto.
Ahora sigo siendo el mismo novato, pero me he pegado un empacho a leer trasfondo, ver modelos de Mechs y cosas así, y aunque sigo siendo un noob, al menos ya conozco el juego al 1%.

Diseñé un trasfondo y un marco en el 3025 para mi Compañia mercenaria, llamada "Los Caballeros de Cydonia", en honor a la canción homónima de Muse, que me parece un temarraco:

 https://www.youtube.com/watch?v=G_sBOsh-vyI

También el nombre es en honor a la región de Marte que se llama igual y que por lo visto su orografía tiene unos rostros aparentemente de roca. Esa idea me gustó tanto que empecé a diseñar peanas y a pensar en su esquema de color...

Así pues, quería que las peanas tuviesen aspecto marciano: Zonas rocosas y polvorientas, que presentarían marcas de orugas de tanques y vehículos en su superficie. Además quería hacer algunas peanas que representasen los rostros de la región marciana de Cydonia.

Por lo tanto, pensé en pintar a mis Mechs con mi esquema de los TAU, por ser un esquema que ya tengo bien aprendido y que además creo que queda bien en figuras robóticas:



Luego diseñé las peanas y saqué copias de mis propios modelos para no tener que repetir una y otra vez todo el proceso con la masilla:




Ya tenía todo, así que ahora sólo me faltaba un Mech al que destrozar y transformar en algo nuevo, que ya viene siendo mi modus operandi habitual en cualquier proyecto de modelismo. No puedo dejar las cosas tal cual vienen de fábrica sin más, no.

Vi en internet un roboto de aspecto bien recio y me dije: Tate, tate, que ya tengo Mech para conversionar!!!

El bicho en cuestión es un Mech de Asalto llamado "Zeus". Digo "Zeus" y no "Jesús". Zeus. Como el padre de Apolo, el del Monte Olimpo... https://www.youtube.com/watch?v=zCUo2PzSLaw

"Zeus" tiene esta pinta:




Como vi que los hombros y las piernas del "Zeus" eran idénticos a los del Awesome, empecé a trabajar a partir de ese modelo:



Siguiendo los consejos de los viejunos fui probando distintas peanas y poses para el modelo, distintas configuraciones de armas, etc.



Más y más horas de conversaciones con los viejunos, de serrar, pegar y reparar los daños... fueron acabando perfilando el modelo poco a poco:






Como véis, descubrí que un método muy apañado para hacer las antenas era usar pelos de escoba, de los que son de plástico, porque da lugar a una pieza larga y flexible que nunca se despegará ni se partirá.

Again, más y más horas de conversaciones, desesperación, falta de inspiración y retoques con los viejunos, acabaron llevando al modelo final del "Zeus":





Y poco más por el momento! Ahí tenéis a esta maravilla de 80 toneladas. Lo usaré como el Zeus modelo ZEU-5S. 

Este prodigio tecnológico se caracteriza por:

Tonelaje: 80T

Armamento:
1 LRM 15 con sistema Artemis IV [RA]
1 Ultra AC/5 [LA]
1 Medium Laser [CT]
1 ER Large Laser [LT]
1 Medium Laser[LT]

La disipació del calor viene dada por: 14 radiadores dobles [28]

Battle Value 1: 1331
Battle Value 2: 1499
Blindaje: 184 ptos.


Por lo que me ha contado la gente que sabe de esto (gracias a tope a los viejunos y a los compañeros de los foros) es un Mech de Asalto polivalente y multipropósito, no está especializado en nada, pero tampoco tiene grandes carencias. Es flexible (y bonito estéticamente para mi gusto) así que ya solo con eso me vale!!

La próxima entrada seguramente sea el modelo acabado de pintar. Así que sigan atentos a sus monitores, que espero enseñarles próximamente al "Zeus" en todo su esplendor blindado.

Un saludo! Nos leemos!! :)


miércoles, 11 de septiembre de 2019

[Eddie Cabot] La senda del Rancio Wargamero

"El ser humano ha hecho un arte del llamar a algunas cosas por otro nombre. Tenemos que estar alerta a estas manipulaciones de la palabra, porque pueden entrañar un engaño, una verdad a medias, una realidad distorsionada. Nos están maquillando la situación para que entremos al trapo sin discutir, y nos creamos que nos están vendiendo algo bueno, aunque en realidad no lo sea en absoluto.

Por ejemplo, nadie usa la palabra "viejo", todos usan la palabra "vintage". ¿Eso hace que deje de ser viejo? No. Pero queda más exótico, porque se refiere a viejo de antigüedad, no viejo de inútil o de inservible.

En lugar de usar "falto de presupuesto" o "con escasa audiencia" se usa la palabra "underground". Si tus proyectos no tienen financiación o los acabas haciendo para cuatro putos gatos, no eres un fracasado. Eres "underground", solo apto para unos cuantos elegidos.

Y cuando no quieres decir, soy incapaz de hacerlo bien y por eso he hecho esta puta mierda, hay que llamar "alternativo". Porque es la alternativa a hacer bien las cosas.

Así que cuando alguien os de la vara con cine alternativo, vintage, underground. Recordad, es una puta mierda vieja y de escaso presupuesto en la que vais a perder hora y media de vuestra vida que jamás volverá."






Bienvenidos niños y niñas a la casa de la reflexión, hoy vamos a embarcarnos en un viaje de introspección, o como dicen los ingleses introspecter viajing. En su infinita sabiduría el creador no hizo al hombre para ser malvado, pero tampoco le quitó esa capacidad. Todos nacemos con el poder de la elección, podemos elegir un camino u otro, el camino del bien o el camino del mal. Y aunque nos sabemos buenas personas... ¿Estamos seguros de estar en el buen camino?

JODO, ME ESTÁS ACONGOJANDO
Calma calma, no hace falta que tiréis las drogas por el retrete ni borréis la cuenta de Badoo. Esto como siempre va de muñeguitos. Aunque si extrapolamos una cosa a la otra, tendríais que tirar las minis al retrete y borrar la página de GW de favoritos. Pero no, no va de eso el tema. Quien más quien menos, lleva muchos años en el hobby y envejecer en este entorno siempre desemboca en dos cosas, experiencia y manías.

¡¡El reborde de las peanas siempre se tiene que pintar de negro!!

Lo de la experiencia, es con diferencia la mejor parte. Lo hacemos todo mucho más mejor, pintamos mejor, jugamos mejor, entendemos mejor el hobby y sus pequeños matices. Bueno, al menos en la parte ideal. Después de 20 años en el tema hay gente que sabe sin saber pintar, ni jugar ni entiende el hobby más allá de una visión limitada y costumbrista. Pero no pasa nada, siguen tirándole billetes en la cara a su tendero de confianza a cambio de carísimas miniaturas de plástico, lo que hace que la rueda siga girando y el hobby sobreviva un día más.

AL HOBBY SE LO VAN A ZUMBAR LAS IMPRESORAS 3D (A lo Nacho Vidal)

Al final, cuando echas la vista para atrás y obvias la monstruosa cantidad de dinero y de horas libres que has invertido en el hobby, lo que te queda es un modo de vida. Al que en parte te has hecho tú y en parte has moldeado según tus preferencias. Pero no puedes mirar atrás sin sentir nostalgia y sin recordar tiempos mejores, y eso te convierte en otra cosa, te convierte en un Viejuno del hobby.

"Mi hobby era matar nazis e insultar a los franceses..."

Vale, esto cada uno que lo filtre como le de la gana. Podríamos estar un millón de horas discutiendo en el bar a golpe de birra y wikipedia y no nos pondríamos de acuerdo en QUE es un Viejuno. Pero si eres un joven dinámico y curioso que quiere reconocer a estos personajes con facilidad allá donde te los encuentres, cierra los ojos y abre los orejos, porque hay toda una serie de frases que los delatan en tiempo récord.

VOY A POR LA TABLET PARA TOMAR NOTAS

Donde nuestros antepasados son los jugadores de histórico y los cartoneros, a los Viejunos se nos caza enseguida porque todos sin excepción empezamos en el hobby con algún producto de Workshop o derivado de Workshop. Yo concretamente con el Hero Quest, pero hay toda una generación que se inició en esto con alguno de los Warhammers. Los aficionados que empezaron con el Flames, el Warmachine, el X-Wing, etc. Es algo relativamente nuevo, algunos llevábamos 10 años con GW antes de haber escuchado nada acerca de ninguno de esos juegos.

Con esta cara nos quedamos al ver el Confrontation y sus miniaturas femeninas
que parecían mujeres y no travestidos.


El Viejuno es ese tío que aprendió a jugar al Fantasy en y al 40K en . Y se infló a jugar en y respectivamente, que es cuando más lo petaron esos juegos, la edad de oro de GW en la Península Ibérica. Y aunque me están entrando muchas ganas de rajar de la empresa de esa época, me lo voy a reservar para otra entrada y voy a hacer por centrarme en el tema.

El caso es que el Viejuno te hablará de cuando la White Dwarf era una buena revista sobre el hobby y no un puto catalogo de miniaturas por un precio desproporcionado, o cuando los personajes especiales tenían personalidad, o cuando las miniaturas eran de plomo y estaban hechas con amor, o cuando podías usar cualquier cosa de escenografía, las reglas eran mejores, el ambiente más sano, tenían más pelo, estaban más guapos, ligaban mucho más... En fin, si les dejas un rato te contarán todo tipo de cosas inverosímiles al más puro estilo Abe Simpson.

"En mis tiempos los Eldars eran el mejor ejército, no existían los Tau
y como mucho veías un tanque en la mesa por jugador..."

Podríamos ponernos muy sesudos y muy profundos, y reconocer que como nos hacemos viejos cualquier tiempo pasado nos pareció mejor. O que en el fondo nos seguimos resistiendo al cambio, porque al aficionado al hobby le gustan las cosas tranquilitas y los cambios lo alteran de forma negativa, pero no, vamos a culpar de todo a las empresas de colegas que se volvieron multinacionales malvadas y pervirtieron nuestra noción del hobby.

¿PUEDE SEÑALAR EN EL MUÑEQUITO DONDE LE TOCÓ ESA EMPRESA?

El Viejuno conoce bien su hobby, lleva muchos años de formación y desarrollo, sabe lo que le gusta y sobretodo COMO le gusta. Y no son pocas las manías que ha acumulado a lo largo de los años. No hay suficientes Terabytes en todo el internet para almacenar una relación de todas las manías que tiene, no son pocas, no señor. Es el equivalente de la abuela tocapelotas que va al bar y pide un café descafeinado de sobre en vaso de cristal con leche desnatada muy caliente y un bocadillo de queso con un chorrito de aceite en las dos rebanadas de pan... y si no se lo sirven exactamente así, te tira el vaso de leche hirviendo a los ojos para que aprendas como le gustan las cosas.

Así que no te cortes y estámpale la botella de tónica en la frente.
Bastante mal está la profesión de camarera hoy en día.
No juega con miniaturas sin pintar, y cuando pinta no lo hace al azar, siempre es parte de un proyecto. Le da un sentido y un propósito a todo su trabajo. Cada ejército tiene una historia y una personalidad. Hay una explicación para la elección de los colores de las miniaturas, como lo hay para la textura de las peanas. Hay un código de imagen para las miniaturas, que tienen que tener todas la misma escala y si son de manufacturadores diferentes no se puede notar a simple vista. Tiene skills con la masilla y una caja de restos lo bastante grande como para que jamás notes la diferencia.

Llevo una hora mirando y sigo sin saber de donde coño salen esas piezas.

Sigue las reglas, porque para algo se han escrito. Y si una regla le toca los cojones, no juega más a ese juego, las reglas de la casa son para gente que no se lo toma en serio. Tiene todos los manuales porque no le gusta saber menos que los demás. Tiene manuales de juegos a los que no va a jugar en su puta vida, y se los ha leído mínimo una vez para poder opinar de ellos con algo de conocimiento.

Y es un caballero tanto fuera como dentro de la cama. Digo... de la mesa de juego. El Viejuno ha invertido una cantidad malsana de pasta y horas en su ejército, no se va a pelear con nadie por un puto wargame. Va a intentar pasárselo lo mejor posible durante la partida, hará chistes, te corregirá con educación cuando crea que estás aplicando mal una regla y al finalizar la partida te va a dar la mano aunque le hayas amargado la tarde. Porque coño, esto es un juego, no nos vamos a hacer mala sangre. Pero todo ese esfuerzo por estar en sintonía con el hobby es agotador, y todo ese desgaste te empuja lentamente al lado rancio del hobby.

YA TE PODRÍA LLEVAR AL LADO OSCURO DE LA FUERZA (La ropa negra me sienta tan bien).

Cuando pensamos en una persona rancia del hobby, lo primero que nos viene a la mente es ese tío, todos conocemos a ese tío. Ese que no pinta las miniaturas, te planta en la mesa una tonelada de proxys o incluso peanas vacías. No se lee nunca las reglas y si se las lee es para reinterpretarlas de forma errónea a su favor. Pero ese tío, al que en el fondo todos apreciamos mucho por sus otras cualidades, no se puede decir que esté en sintonía con nuestro hobby, porque seguramente tiene otros que le molan más. No es un verdadero creyente y no tenemos que castigarle por ello.

"Te voy a enseñar a venirte a la partida con las miniaturas sin pintar, hijo de satán..."

El Rancio Wargamero, es ese tío que sí está en sintonía con su hobby pero se ha encerrado de tal forma en sus manías, que todo lo que se sale de su manera de entender el hobby automáticamente se convierte el objeto de desprecio. Y antes de que todo el mundo saque el dedo de señalar y esto se convierta en un duelo Mexicano, tened en cuenta lo siguiente, TODOS llevamos a un Rancio Wargamero dentro.

Así acaba todos los debates en el grupo.
A tiros y con alguien desparramado en un rincón.

En el fondo no es malo, pero necesita distanciarse de los demás. Y para estar más en sintonía con el hobby que el resto, tiene que volver a redefinir sus fronteras y levantar murrallas alrededor de su torreón. A menudo se lo confunde con el frikster (o hipster wargamero), que este tío que tiene que estar constantemente en la onda y andar siempre metido en lo último que ha salido. Este tío que sigue la tendencia y siempre te está dando la vara con kickstarters y mierdas similares.


Como el recurrente Kickstarter de escenografía de cartón tirada de precio.
No, el Rancio Wargamero no sigue la tendencia, ni la crea, él es la tendencia. Y si la tendencia cambia y se parece a su rollo, cambia de rollo para no ser mainstream. Y si estar en sintonía con el hobby es complicado y precisa de gran esfuerzo personal. Estar constantemente redefiniendo el concepto para estar dentro, fuera y por encima al mismo tiempo, es mucho más agotador todavía. Y todo ese agotamiento desemboca en comportamientos cuanto menos reprobables.

¿COSAS COMO LANZAR CACA AL ADVERSARIO?

Casi. Pero todo llega algún día. Por poner un ejemplo que conozcamos todos. ¿Recordáis al tío ese que quemó su ejército cuando salió el Age of Sigmar? Salió al jardín con sus nosecuantosmil puntos de Elfos Oscuros y les pegó fuego, porque GW había dinamitado su juego favorito y estaba muy enfadado con la empresa. A día de hoy no tengo muy claro que pretendía conseguir, seguramente se la puso muy dura a alguien de GW, porque si quemó las miniaturas iba a necesitar miniaturas nuevas y eso es lo que vende GW, miniaturas.

"Eso... quémalas todas y ahora vete a comprar Stormcasts..."

 Vale, esa sería la versión más extremista del Rancio Wargamero. Porque... veamos. ¿Opciones había no? Seguir jugando a octava edición, o a novena, o al Kings of War que es Fantasy para tontos. Incluso volver a sexta edición, que es lo que lo está petando ahora entre la gente que tiene el ejército de sexta todavía por acabar de pintar. No, había que quemar las putas miniaturas.

Lo último que vio la princesa elfa que tardaste una semana en pintar
y con la que NO ganaste el Golden Demon.
En mayor o menor medida, todos los que llevamos muchos años en el rollo y hemos visto degenerar el hobby, llevamos un intransigente dentro, un pequeño (o no tan pequeño) resquemor. Y aunque es imposible librarse de él, hay que ignorarlo el máximo posible. No por nada, no nos deja ser felices. No es que ser feliz sea fácil, el día a día ya se ocupa de que no lo sea, pero joder... si no nos lo pasamos bien con nuestro puto hobby. Mal vamos.

NO TENGO TIEMPO PARA TODO ESO, ESTOY QUEMANDO MIS ALTOS ELFOS EN EL JARDÍN

El verdadero problema del Rancio Wargamero, tampoco es que tenga una actividad auto-restringida del hobby, el verdadero problema que tiene es que se pasa el día rajando de los demás. Recuerdo en mis años mozos, un grupo de resistentes del 40K que nunca pasaron de segunda edición. No les gustaba la tercera ni todo lo que vino después, así que se quedaron jugando a segunda, siempre con los mismos ejércitos y las mismas miniaturas. Pero no por ello rajaban menos de las ediciones posteriores.
"Te voy a enseñar a venirte a la pachanga con el reglamento de 3ª, hijo de satán..."


Al final no es "juego a esto porque me gusta", se convierte en "juego a esto, porque lo otro es una puta mierda". Y es una puta mierda, porque no se ajusta a mi rollo. No me malinterpretéis, como digo siempre, cada uno invierte su tiempo y su dinero en lo que le da la gana. Pero estar todo el día despreciando el rollo de los demás, para que nuestro rollo mole más, no es muy sano.

El Rancio Wargamero camina por un sendero oscuro y peligroso con la amargura como única compañera de viaje, un viaje que acaba en un sótano oscuro lleno de estanterías de madera, en las que acumulan polvo miniaturas y juegos de mesa con los que no juega nadie. Y con un anciano encorvado envuelto en una sábana sucia, tecleando febrilmente delante su ordenador y colgando chorradas en un blog que no se lee nadie, acerca de lo zotes que son todos los demás por comprar tal miniatura o jugar a tal juego.

JODER EDDIE, ME ESTÁS DANDO LA TARDE. ¿COMO EVITO CONVERTIRME EN UN RANCIO WARGAMERO?

¿Eh...? Pues no sé. A lo mejor te gusta ese rollo. Tampoco le voy a decir yo nadie como tiene, o no tiene que ser. Como digo, todos podemos ser un poco rancios a veces y con el paso de los años nos volveremos mucho más rancios, de eso no os quepa duda. Pero... ¿Como saber si estamos en modo full rancio?. Abajo tenéis una pedazo de tabla sexual, haced un ejercicio de sinceridad con vosotros mismos y apuntad en un papel el número asociado a cada una de las prácticas rancias que sabéis que hacéis.
 
   Actividad Rancia Rancio Points
  No compro productos o juego a juegos de compañías de miniaturas que han pasado de ser empresas colegas, a multinacionales despiadadas que solo piensan en sacarnos el dinero con productos cada vez más malos. 1
  No compro productos o juego a juegos de compañías de miniaturas de las que no me gusta la comunidad de jugadores. 3
  No compro productos o juego a juegos de compañías de miniaturas de las que no me gustan personas concretas que sí juegan a ese juego. 10
  Siempre tengo opiniones negativas para aquellos productos de compañías de miniaturas con las que no me llevo bien. 5
  Desprecio a aquellas personas que compran productos o juegan a juegos de compañías con las que no me llevo bien. 10
  Mi respuesta para alguien que opina sobre un producto o juego que no me gusta, es automáticamente ofrecerle una alternativa que a mi sí me gusta y decirle que es mejor la mía. 3
  En alguna ocasión he tachado los gustos de los demás como "mainstream" porque no se ajustan a los míos. 5
  Rajo habitualmente de comunidades de wargameros a las que he pertenecido, pero ya no frecuento. 8
  Rajo habitualmente de eventos y torneos aunque haga años que no participo en uno. 5
  Me paso el día dando la vara con que los wargames hace años eran mucho mejores, pero no juego a ningún juego oldie. 10
  Me he enfadado mucho con esta entrada y este test, porque no me he dado cuenta de que va todo en clave de broma. 100

 A continuación comparadlo con la tabla universal de nivel de rancietud. Aprobada por 9 de cada 10 personas de las que van hablando solas por la calle. Atentos al que saque mayor puntuación, tiene un viaje con todos los gastos pagados al 1er Congreso Internacional de Rancios que se va a celebrar en Gladstone, Missouri.
 
Resultado   Nivel de Rancietud
Menos de 10   O mientes como un bellaco o te has equivocado de blog. Largo de aquí santurrón. No vas a aprender nada bueno por estos lares. Vive tu vida salvaje y libre y aléjate de las miniaturas y los wargames, antes de que acabes sepultado por toneladas de muñeguitos y resentimiento.
Entre 10 y 50   Lo normal. Eres como todo el mundo. Eres de esas personas que creen que las opiniones son como los agujeros del culo. Todos tenemos uno y los de los demás apestan. Abre un poco tu mente y todo irá bien.
Entre 50 y 100   Tienes un problema. Inviertes más tiempo en odiar el hobby de los demás que en disfrutar del tuyo propio. Esa costumbre te está aislando y ya no te lo pasas bien con las cosas que haces.
Más de 100  Eres el Lord Sith supremo del lado rancio de la fuerza. Algún día le cortarás la mano a tu hijo por traer una caja de warhammer a casa y años más tarde él te tirará por el hueco de la escalera. Morirás agonizando entre bombonas de butano vacías mientras tus miniaturas y tus juegos de mesa arden en la bañera de casa.




 Por si alguien se lo está preguntando, yo estoy rozando los 50 rancio points entre una cosa y otra. Y por si todavía alguien no se ha enterado, toda la entrada va en clave broma. O al menos su mayor parte. A medida que nos hacemos viejos tenemos más capital y más medios para disfrutar de nuestro hobby, pero aun así muchas veces no lo hacemos y no es necesariamente por falta de tiempo. Muchas veces no nos estamos permitiendo a nosotros mismos pasarlo bien, porque hemos idealizado nuestra juventud como wargameros o jugadores de rol y ahora todo nos parece una puta mierda.

-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-+-

Y hasta aquí la chorrada de hoy. Que nadie se enfade, ni se asuste, hay vida más allá de los Wargames. Se llama videojuegos, y a nadie lo critican por ser un rancio. Ser un rancio es lo normal en ese mundillo. Mientras tanto yo seguiré en mi sótano envuelto en una sábana...

Rancios saludos


miércoles, 28 de agosto de 2019

[Eddie Cabot] Los Easters Eggs del Warcry

""Los viejos roleros no desconocen el dolor, han convivido con él en incontables ocasiones. Puede parecer que algo tan inofensivo como una partida de rol es una actividad segura y apacible. Pero los cólicos alimentarios causados por horas de papafritas y cocacola no son ninguna broma. Como no lo son las lesiones de riñón al agacharte para recoger un dado de debajo de la mesa. Cortarse un dedo con la ficha de un personaje. Que te peguen con un manual en la cabeza durante una discusión sobre reglas. Dolor, dolor por todas partes...

Pero nada duele tanto, como ser descubierto como jugador de rol y que te digan. "¿Rol? ¿Eso no es la cosa esa de matar a la gente?. No, no es la cosa de matar a la gente.

Si hay un cielo y un infierno, Julián, sé que estás en el infierno.""


Bienvenido a la casa de las sorpresas. Que ahora mismo podría ser perfectamente mi casa, porque voy de una sorpresa en otra, a cada cual más desagrable. ¿Mi secreto para conservar la cordura? Muy sencillo. No lo estoy haciendo. Pero mientras falsifico y no la documentación necesaria para sacarme la licencia de armas, me he dicho a mi mismo. Aporrea un rato el teclado y luego te pones a mirar rifles y campanarios.

SOY EL ANGEL DE LA MUERTE Y OS TRAIGO LA REDENCIÓN A TODOS

Como ya habréis anticipado por el nada imaginativo título de la entrada de hoy, esto va de Warcry. Al que le estoy dando duramente, ya he jugado DOS partidas. ¡¡Te cagas!! Y además las dos con el mismo tío. No jugábamos a algo tan seguido desde... desde... pues no me acuerdo oiga. Hemos institucionalizado de tal forma el tocar tantos juegos de forma casual, que cuesta seguir el rastro de todos los por los que pasamos fugazmente.

¡Juegos! ¡He dicho tocar juegos! ¡¡Saca la mano de ahí!!
No os voy a hablar del juego en materia de reglas, para eso tenéis 200 canales de Youtube con gente mucho más preparada que un servidor para tal menester. Sabe ese que está en lo alto, que desde que Neil le pegó un tiro a Spartan Games en la cabeza, Eddie solo habla de dos cosas, Primarcas y Dioses del Caos.

¿VUELVEN LOS PRIMARCAS? ¡NO JODAS, VOY A POR LAS PALOMITAS!

Eeeeh... agarra un cubo bien grande. No hombre, la cosa va de Dioses del Caos, pero no de los de siempre, si no de los otros tíos. El tema con el Warcry es que va surtidito de todo menos de trasfondo. Es la puta asignatura pendiente de este juego, y los que estamos en el negocio por el lore.. lo estamos pasando malamente.

¿Donde está el lore? Yo así no puedo...

En un juego como el Kill-Team que es un 40K en pequeñito, vale, puedes pasar sin el trasfondo específico. O sea, no te van a descubrir nada que no sepas. Pero en lo que respecta a Age of Sigmar, con el poco tiempo que lo llevan desarrollando, hay muchas oportunidades de descubrir cosas nuevas con cada nuevo lanzamiento. Y todo esto de las diferentes tribus del caos de los diferentes reinos, las ciudades que sobreviven a duras penas a la sombra de la fortaleza de Archaon... como que da para hablar un rato.

Pero por algún motivo que no alcanzo a comprender, y contrariamente a lo que pasa con el reglamento de Ajo de Sigmar, el de Warcry a penas trae nada que llevarse a la boca en materia de trasfondo. No da ni para un triste sanwichito.

VINE A POR TRASFONDO DEL BUENO Y ME COMÍ UN CAGAO

Casi todo lo que puedes sacar en claro, está en la página de Warhammer Community, donde te hacen un mini-resumen de la historia de las bandas, que no da para gran cosa. Las bandas de Warcry quieren destacar en el campo de la excelencia y en el de desnucar adversarios, para llamar la atención de Archaon y que les de un puesto en su ejército.

Hablamos de gente que para cosas tan cotidianas como comerse un bocadillo o cagar tranquilos en un agujero, antes tienen que matar a docenas de enemigos en batalla. Lo de matar gente a hachazos y martillazos está a la orden del día, es la puta normalidad. Así que lo de querer entrar en el ejército de los tios molones, es el sueño dorado de cualquiera de estos hooligans con cuernos.

Y puede parecer cosa de bárbaros. Pero ponerse hasta el ojete y hostiarse
con desconocidos todo el fin de semana, es algo que nunca pasa de moda.

Al final Archaon está en el centro de todo, porque tiene el ejército más guai y a los soldados más molones. Como Gran Mariscal del Apocalipsis de la ostia en bicileta y de los poderes del caos absolutamente infernales... los tipos estos del Warcry lo adoran casi como a un dios. ¡Un Jesucristo del caos! Un ídolo de masas. Aunque si leemos con detenimiento...

LEER CON DETENIMIENTO NO ME HA AYUDADO NUNCA

El tema está en que muchas de estas tribus, no adoran específicamente a Archaon. Si no a aspectos de Archaon. Como es el Big Boss del Caos, la mayoría llegan a la conclusión de que el tipo es quien bendice sus caóticas actividades del día a día. Bien... Archaon no es un dios del Caos, lo puedes adorar con locura, pero lo que te va a llenar el cuerpo de mutaciones es un poder que está muy por encima del de Archaon. Al final estás adorando aspectos de los dioses del caos.

Y ahí estaba yo, trazando paralelismos con los cuatro grandes poderes ruinosos, estos son más de Khorne, estos son más de Nurgle... estos no los veo claros, la verdad es que esto me recuerda a mi más a otra cosa... pero total, no puede ser, porque eso es del Fantasy y esta gente no hace más que rescatar cosas del viejo mundo y... entonces me quedé todo House.

Lo malo es que me quedé absorto al volante y atropellé a uno de esos
que te limpian el parabrisas en los semáforos.

Tuve un momento de revelación. Pero no descubrí donde se esconde el malvado patógeno que está asesinando al actor invitado del capítulo de final de temporada. Me di cuenta de que había muchas posibilidades, que los diseñadores del juego hubieran tirado de trasfondo muuuuuuuuuuuy viejo y olvidado para desarrollar la historia del Warcry.

Y AHORA ES CUANDO SE PONE PARANÓICO Y HABLA DE JFK

Vale, esto ya os lo he contado alguna vez. Pero en su día GW cuando le plagió a Moorcock todo el rollo de los dioses del caos, tenían muchos más de cuatro. Pensad que el Rogue Trader era más un juego de rol que un wargame, así que tenían toneladas de material escrito y se inventaron un panteón entero de dioses. Con el tiempo se fueron cargando los menos interesantes, porque no podían sacar miniaturas de todos y los que no interesaban, pasaron a llamarse dioses menores.

¿A donde va ese abuelo con dos dioses menores? Ahora mismo llamo a la policia.
El caso es que estos dioses menores, conceptualmente se parecen mucho más a los aspectos que adoran las bandas de Warcry. Pensad que los cuatro grandes poderes abarcan muchos conceptos cada uno de ellos, y estos otros por falta de desarrollo representaban cosas muy concretas, pero teniendo en cuenta que el propio Jervis Johnson ha estado tras el desarrollo. Me lo veo muy capaz de desempolvar su vieja edición original del Slaves to Darkness para recuperar conceptos olvidados hace muchos años ya.

REBOBINA... ¿HAY MÁS DE CUATRO DIOSES DEL CAOS?

Pues bastantes más. En principio había 8 dioses adorados por los "humanos". Luego estaban los dioses del caos adorados por otras razas como enanos y orcos. Y los que no llegaban a dios, si no que eran más bien Príncipes Demonios muy potentes como Be´lakor. Además, pensad que copiaban mucho mucho a Moorcock y un dios se te podía aparecer en forma de panadero, o de mendigo y luego echarte una maldición y convertir tus pelotas en metal candente.

Ahorrarás en la factura del gas y serás el alma de las fiestas. ¡Todo ventajas!
En cierta forma todo este brote de paranoia tiene algo de sentido, porque adorando a un dios menor del caos no vas a ser un superventas, pero sí vas a petarlo más que el humano ordinario. Estamos en el Ajo de Sigmar, no hay reino del caos como tal, todos los reinos están saturados de magia, pero los humanos que adoran al caos se estan volviendo más tochos. Por lo que nadie nos asegura que los viejos y olvidados dioses menores no corran por ahí. Bueno, hasta que GW lo desmienta de forma oficial claro está.

SÁCATE LA LISTA DE DIOSES, QUE ME QUIERO IR A DORMIR

Vale vale, antes de empezar. No tengo claro que és material oficial y que es fan-made. Creo que lo recuerdo vagamente, pero es muy tarde y no me voy a poner a buscar información a lo bestia. Lo siguiente es descartar la santísima trinidad de Malal, Necoho y Zuvassin, que son esencialmente lo mismo y los tres son anti-dioses del caos. (Si es que esa expresión existe). Be´Lakor y Malicia se quedan fuera, porque son dos maneras de decir Malal sin que alguien le meta una denuncia a GW. Y sin más dilación...

Atagro – Dios de las Bestias

Este fué el primero que me vino a la mente cuando estaba tratando de trazar un paralelismo entre los Untamed Beasts y Khorne. Atagro es Dios Bestia, Amo de la Furia Mortal, Señor de la Rabia Demoníaca, Gran Patriarca de los Señores de las Bestias. En resumen, un tipo muy furioso, muy cabreado y muy bestial.

"Bueno bueno... también me gusta la naturaleza, pasear y las canciones de Bumbury..."

Pasaría perfectamente por Khorne en un conjunto, pero este representa al aspecto más primitivo de la furia animal. De hecho era el dios al que adoraban los Hombres-Bestia clásicos de Fantasy. Está algo pillado por los pelos, porque los Untamed Beasts son más cazadores que otra cosa, pero se alimentan de las bestias para parecerse a ellas. Y desprecian la tecnología y la sociedad... por lo que al final les pega el tema.

Hashut – Dios del Fuego, la Indústria y las Máquinas

Ottia Eddie. ¡Se te ha ido la pinza! Que ese es el dios de los Enanos del Caos. Claro claro, estoy loco y huelo mal. Ahora id a la wikipedia y repasad un poco. ¿Que eran las fortalezas de los Enanos del Caos si no enormes forjas? ¿No las alimentaban usando el calor de los rios de lava de las montañas volcánicas de Zarr-Nagrund? ¿No hacían las mejores armaduras? ¿No eran sus clientes principales los guerreros del caos?

¿Me pone una de la talla 40? De color negro. Con muchos pinchos.
Que me han invitado a una boda y quiero ir elegante.
¿No os recuerdan a los Iron Golems? Que tienen su fortaleza en lo alto de un volcán, y se pasan el día forjando armas para vendérselas a las otras tribus. Joder. Si hasta tienen un puto enano del caos en la banda. ¿O debería llamarlo Eduardín del Caos? Además, hasta donde he leído les encanta esclavizar a la peña, así que tienen muchas cosas en común con los enanetes del caos.

Obscuras – Dios de la Oscuridad, Señor de las Sombras

Teniendo en cuenta que se aparece a sus adoradores como un hombre alto, de larga melena negra y envuelto en oscuridad, que se puede convertir en un murcielago. Cualquiera diría que este es el dios al que seguirían los Amos de la Noche si les molara el caos. Pero si yo fuera un humano y tuviera que vivir en el reino de las sombras, sería sin duda a quien me encomendaría.

Y si fuera un emo, me encomendaría a Netflix para que me comprara
mi serie de Tv sobre Superhéroes a lo Wes Anderson.

A penas si se sabe de ese lugar, pero lo que sí se sabe es que es hostil a toda forma de vida. Y siendo la casa de Malekith, o Malerión, o como coños se llame ahora, dudo mucho que los humanos sean bien recibidos. Este sería un buen dios menor para la Corvus Cabal.

Lo sería si no adoraran al Gatherer, que es el dios cuervo que les guía en sus Quests. Los bárbaros del caos de 5ª edición, adoraban a Tzeentch con el nombre de Tchar y lo representaban como a una ave rapaz. Además vestían con plumas y cráneos de pajarraco. Y eran más famosos por ser taimados que brutos. Tirando mucho de estratagema y subterfugio. Todo ello muy Tzeentch.

Rashnet – Dios de la Locura

Vale, hasta donde he leído nadie adoraba a este tipo de forma voluntaria. Lo invocabas por error y te volvía puto loco con sus historias. Pero no de ese tipo de locura que no mola, del tipo que se ha metido demasiadas sustancias y del que te alejas todo lo que puedes en el transporte público. Si no la locura que mola, a lo Joker. Que está como un rebaño de cabras, pero joder que estilazo tiene.

Más de cinco horas filmadas... y salgo solo 10 minutos en la película.
¿No és para volverse loco?

Los Cypher Lords hacen de la locura, el caos y la confusión su estilo de vida. Se equipan con granadas de gas que esparcen potentes alucinógenos en el ambiente, que vuelven majara al personal. Las alucinaciones provocan que sus enemigos se maten entre ellos, se suiciden o sean increiblemente sugestionables y obedezcan sin rechistar a órdenes como "dame todo tu dinero", "besa el culo de ese perro" o "regálame tu casa".

Al final todo viene a tener relación, porque uno de los aspectos de Tzeentch es el de la locura. Los manicomios del viejo mundo y del 40K estaban a rebosar de gente que había estudiado a Tzeentch ya fuera para conocerlo o destruirlo.

Melkirth - Dios de la crueldad sin sentido y el sufrimiento

Aquí entramos en terreno resbaladizo, porque disfrutar de la crueldad y del sufrimiento inflingido a los demás, siempre ha sido cosa de Slaanesh. O al menos uno de sus aspectos, a sabéis que al tito Slaanesh le molan muchas cosas raras, desde esa preciosa oráculo que baila semidesnuda al ritmo de una sensual música de flauta. Hasta el Marine Ruidoso que se mete el destructor sónico por donde no brilla el sol y se asesina a si mismo a base de rock espacial a todo volumen.

De este tronco no se sabe casi nada, una mención en el trasfondo antiguo de 40K y poco más. De cuando los Eldars Oscuros eran Eldars del Caos que adoraban a Slaanesh. Pero esos son otros que disfrutan mucho tambien torturando a la peña y pinchándose con cosas afiladas. A los Unmade les pega este dios, aunque no sea un dios específico de los humanos.

Automutilación y respeto del espacio personal. Las claves del éxito.

Los Unmade eran unos reyes filósofos y eruditos, mogollón de sabios y avanzados para su tiempo, que prosperaron en el reino de la muerte. Prosperar en el reino de Nagash, es de esas cosas que siempre acaban mal. Y si no, que se lo digan a los habitantes de Shadespire. El caso es que cuando Nagashito puso sus ojos en los dominios de los Unmade, estos le hicieron la pirula con el truco más viejo del mundo. Vender sus almas al caos.

Pero claro, eso tampoco iba a acabar bien. Se volvieron todos majaras y desarrollaron un gusto especial por el dolor, el sufrimiento y la automutilación. No solo disfrutan como perras con el dolor, además en combate nunca rematan a sus enemigos. Si tienen oportunidad, los hieren solo levemente para que queden incapacitados y tarden horas en morir agonizando.

Lanshor o Shornaal - El dios serpiente, el dios del placer

Vale, aquí sí que hablamos de Slaanesh, o de una forma rudimentaria. Los bárbaros del caos y los norscan lo conocen como a una gran serpiente albina, sinuosa y sexy, que te promete todos los placeres habidos y por haber si la adoras regular y adecuadamente. Los Splintered Fang, aunque vayan de civilizados y de tíos guais, se les ve el plumero por todos lados, adoran a un aspecto serpentino y seductor de Slaanesh.

¿Te gustan las serpientes? ¿Y los plumeros? ¿Y los gladiadores?
A lo mejor eres más Slaanesh de lo que creías.

Son tipos que pelean muy bien, visten como estrellas del circo de gladiadores y no les gusta arriesgar. ¿Y a quien no le gusta arriesgar? A los hedonistas y a los presumidos. Mientras que otro guerrero vestiría con orgullo las cicatrices ganadas en batalla, a un Splinter de estos, no le mola ir por ahí con cicatrices. Eso es de perdedores, lo que les mola es cargarse al enemigo lo antes posible con la menor cantidad de golpes.

De ahí su extremo aprecio por las armas envenenadas, rápidas, límpias y extremadamente letales. Tan bueno es el veneno que emplean en combate, que hay entusiastas que entran en combate con ellos con la esperanza de derrotarlos, quitarles el veneno y después venderlo a un buen precio en el mercado negro de las ciudades a la sombra de la Varanspire.

Veneno en forma de chuches. La solución para acabar con las ratas y los niños ladrones.

Y si os quedan dudas de donde sale la inspiración para el diseño de estos tipos, no tenéis más que buscar miniaturas viejas de Slaanesh. Casi todas con yelmos al estilo griego y cotas de escamas. Combinado todo ello con medias de rejilla, boas de plumas y montones de correas de cuero. Porque no eres un buen adorador de Slaanesh si no parece que te han cagado diréctamente de The Rocky Horror Picture Show.

-.-.-.-.-.-.-.-.-

Y hasta aquí la chorrada de hoy. Seguramente descubra más cosas sobre el tema cuando me acabe de leer la Warcry: Anthology, que llevo más o menos por la mitad. En cuanto el resto de Viejunos vuelva del exilio, seguramente nos pondremos con una campaña. Habrá que ver si despues jugamos o no.

Saludetes

domingo, 28 de julio de 2019

[Eddie Cabot] Luchando contra el hype del Warcry...


"El video mató a la estrella de radio, blockbuster a los videoclubs, youtube al karaoke, Marvel mató a DC. Pero... ¿Que matará al hobby? ¿Los precios? ¿La falta de originalidad? ¿Los videojuegos? Nada más lejos, al hobby se lo cargarán las impresoras 3D.

Porque seamos francos. Nadie va a pisar una tienda de miniaturas cuando todos tengamos una impresora 3D en casa. Nos imprimiremos los ejércitos en resina de colores la noche antes de la batalla, con el mismo programa que usaremos para hacer la lista de ejército. Seleccionar las tropas, validad la lista y mandar a imprimir.

¿Pero tendremos sitio para guardar todos los muñeguitos? El espacio siempre ha sido un problema para el wargamero. No desesperéis, también han pensado en eso. Porque imprimiremos todos los ejércitos en resina comestible. Y podremos comernos las miniaturas cuando acabe la partida y ahorrarnos la pasta de la comida ese día. Aunque lo que de verdad va a doler, serán los condimentos para acompañar las miniaturas.

El Blood Angels Ketchup y el Imperial Fists Mustard, no serán precisamente baratos. Y comer tanto azúcar nos pondrá a todos el páncreas en peligro de extinción. Por lo que si al hobby lo matarán las 3D, al wargamero lo aniquilará la diabetes. Aunque me consta que actualmente eso último ya está sucediendo ahora mismo. A ver si comemos más sano..."

.
.
.
.
.

Bienvenidos una vez más a la casa de las compras compulsivas, pasen y vean, allá donde posen su mirada podrán observar antiguos restos de accesos de furia consumista. Las pilas de trastos inútiles se dividen en varias categorías, como por ejemplo "cosas que no necesito" "cosas a las que no volveré a jugar" "cosas que me compré porque eran baratas" y "cosas que me compré porque soy incapaz de salir de una tienda sin llevarme algo".

Me refiero a llevarme algo pagando. ¡Pagando!

Y si hace unos meses al acabar la mudanza, juré por mi vida y por mis cinco hernias discales, que JAMÁS volvería a comprar un puto libro o una puta miniatura. Me ha durado más bien poco la fuerza de voluntad, porque ya tengo encargada mi copia del Warcry viniendo en camino.


TIRA POR FUERZA DE VOLUNTAD, CON UN -50 DE MALUS

Me iban a pillar y lo sabían. Llevo coleccionando muñeguitos con cuernos en la cabeza desde que empecé con esta mierda. Un juego de escaramuzas full caos, con un montón de hombres musculosos y semidesnudos, pegándose sopapos los unos a los otros, en una orgía de golpes sangre y sudor... Vamos, que me iban a pillar. No es algo que no existiera como tal, lo de los barbaros del caos hostiandose día y noche es algo muy viejo, como de 5ª edición o así.

Ya por aquel entonces nos explicaban que en los desiertos del caos la vida, fácil, lo que se dice fácil no era. Todos los bárbaros que visitaban el sur eran unos tíos cachas y con una mala hostia del copón porque solo sobrevivían los más fuertes. Como bárbaro te tocaba estar todo el día pegándote con los colegas, para estar fuerte cuando tuvieras que pegarte con la tribu vecina, todo eso en el supuesto de que no se te comiera cualquier bicho salvaje de los que moran por esos andurriales.

Y que dios te ayude si además el bicho está en celo. Muerde el musgo con fuerza...

Hablamos de un sitio donde los perros tienen dos cabezas y  pesan 400 kilos, los caballos tienen colmillos y comen carne cruda, y cualquier cosa con alas tiene bastante fuerza para llevarte a su nido en lo alto del risco, devorarte lentamente y convertirte en caca de lechuza. Además, por si eso fuera poco están las inclemencias del clima, las rachas de viento abrasivo que te despelleja en segundos, la lluvia ácida, los rayos que caen sin previo aviso, los terremotos que abren el suelo bajo tus pies y te mandan a las fauces de algún demonio ancestral.


VACACIONES EN UNA ALDEA DE DARVAZA HABITADA POR CANÍBALES DE LAS ISLAS SENTINEL

Pegarte con los otros bárbaros puede ser algo agotador a la par que peligroso, pero no está falto de recompensa. Controlar territorios, amasar riquezas, aumentar tu harem de churris del caos y lo más importante, llamar la atención de los mismísimos dioses. Porque si matas con gracia y estilo en nombre de algún poder oscuro, tarde o temprano recibirás una recompensa en forma de regalo del caos.

Recien llegadito de los desiertos del norte... me pregunto que será.
Que como hemos comentado en otras ocasiones, vienen en infinidad de formas, colores y sabores. Desde la pinza de cangrejo gigante, a la sangre ácida, pasando por la piel de hierro y sin olvidar tentáculo de un solo ojo a lo Urotsukidoji, favorito de los adoradores de Slaanesh. Cuanto más matas y más molas, más regalos del caos. Y si sacas la combinación correcta, acabarás convertido en un Príncipe Demonio, en caso contrario serás un engendro del Caos más de los que vagan por los desiertos.


NECESITO UN TENTÁCULO DE ESOS ¿DONDE HAY QUE FIRMAR?

La ambientación como tal ha cambiado, ahora no estamos en el mundo de Warhammer, ahora estamos en el AJO DE SIGMAR. Pero la premisa es la misma, las bandas de barbarians quedan en una zona determinada y se zurran unos a otros al grito de "¡Notice me senpai!" con la esperanza de que Archaon les ofrezca un puesto en su ejército del caos, en la sección de "gente completamente prescindible a la que acabo de conocer".

"Y por ser vuestro primer día, hoy os toca en vanguardia.."

Y aunque todos persiguen un mismo objetivo, afortunadamente han diferenciado lo suficiente todas las bandas entre si. El rollo es que les han dado a todos una estética y un comportamiento en combate en función de que mundo de la magia vienen. Los de Ghur son cazadores y domadores de bestias, los de Ulgu son ninjas que actuún en las sombras, los de Shyish unos apasionados de la automutilación que tratan de parecer esqueletos y los de Chamon músicos armados con guitarras eléctricas, que para algo vienen del Reino del Metal.


¿Y QUE HAGO SI NO ME GUSTA EL CAOS?

Lo habitual sería mantenerte alejado del juego y jugar a cualquier otra cosa. Pero miles de millones de lloros, quejas y amenazas de no comprar el juego doblegaron a la todopoderosa multinacional. ¿Y que hicieron? ¿Cancelar el juego? ¿Sacar un Warcry para cada alianza? ¿Cerrar el negocio y ponerse a vender impresoras 3D? Pues... mas bien no. Oiga.

Cada sobre contiene unos 16 cartoncitos por solo 6´50€...

Y con eso todos contentos. Ya se puede dejar el cash todo el mundo. La única parte que queda por explicar de forma decente, es porque en un evento donde bárbaros del caos de todos los reinos van a lucirse delante del jefe, de repente aparecen por allí elfos, goblins, orcos y no muertos. Pero como dice John Carmack, el argumento en los Wargames y las películas porno, se espera que exista pero tampoco es tan importante.


¿Y QUE SE SABE DEL JUEGO?

En palabras de los creadores, es un Kill Team para Age of Sigmar. Partidas de 40 o 50 minutos, bandas de 8 a 10 miniaturas y escenarios prediseñados, donde salen al azar el despliegue y las condiciones especiales del escenario. Es algo parecido al mazo de cartas que había para jugar a AoS en la edición anterior, vas sacando cartitas y te dicen como va todo, que tienes que hacer para ganar, que cosa mágica de turno te va a hacer la vida imposible, etc.

Como la horda de almas en pena que cantan canciones de Neil Young día y noche.

Como te lo dan todo hecho, no se tarda ni en prepararlo ni en jugarlo. En cuando se le coge el truco las partidas van voladas, con lo que es el juego ideal para ese día en que no tienes ganas de pasear 50 o 60 miniaturas e invertir dos horas tirando dados. Hasta donde he leído/visto, el modo más aburrido con diferencia es el 1vs1, porque toda la chicha la han metido en el modo campaña.

En ese sentido va igual que el Kill Team, tienes un total de 20 miniaturas para formar tu banda. Pero normalmente jugarás a 1000 puntos, por lo que eliges de entre esas 20 las que creas que te van a ir bien, hasta sumar los puntos que toca. A medida que juegas vas encontrando artefactos y ganando puntos de gloria, que puedes invertir en conquistar territorios, lo que te permite aumentar el tamaño de tu banda.


¿Y CUANTOS TÍOS EN TANGA VIENEN POR CAJA?

Tiene toda la pinta que sin tener en cuenta la caja de dos jugadores, por lo habitual cada banda se irá a 40 pavels. Entre 8 y 9 miniaturas por caja, más las cartas para jugar. No es el mejor precio del mundo, pero tampoco vas a necesitar nunca dos cajas porque puedes añadir monstruos a tu banda si quieres aumentar su tamaño. Y eso que se sepa por ahora, porque más adelante te podrían dejar incluir otras cosas como mercenarios, demonios, totems, máquinas de guerra, engendros, dragones...

Tira 1D6: De 1 a 5 la Kaleesi no oye las campanas. Con un 6, las oye
pero le importa una mierda y arrasa con todo igualmente.

Y aunque en su momento no me hizo mucha gracia, lo de incluir reglas para jugar 9 bandas de no-caos, al final ha resultado ser la decisión más inteligente. Porque aporta mucha variedad, sobretodo para el que ya esté jugando con una banda del caos. Y sin dejarte una cantidad monstruosa de dinero, porque con las bandas de Shadespire tienes packs de 4 o 5 miniaturas, más que suficiente como para darle un tiento inicial al juego.


MIENTRAS TANTO...

Paso el mono viendo informes de batalla de Sword 'n' Steele y de Guerrilla Mininiatures, con lo que al final me da a mí que el reglamento me lo voy a quedar para mirar los dibujos, porque ya se jugar como si me lo hubiera leído doce veces.

Si el tiempo y la autoridad lo permiten, me quedaré los Iron Golems, lo cual me hace muy feliz porque pintar metal es fácil y rápido y lo tendré todo listo para el primer informe de batalla... que teniendo en cuenta lo mucho que estamos quedando últimamente, será para navidades... si no más tarde.

Caóticos saludos